martes, 20 de diciembre de 2016

El Premio Joven Investigadora en Biomedicina reconoce el trabajo de una bioquímica de la Universidad de Zaragoza

El Congreso Nacional de Jóvenes Investigadores en Biomedicina ha concedido el premio a la Mejor Comunicación Oral a una investigadora de la Universidad de Zaragoza. María Virumbrales, licenciada en bioquímica, está realizando su trabajo de tesis en el grupo de Mecánica Aplicada y Bioingeniería (AMB) del Instituto de Investigación en Ingeniería de Aragón (I3A).     

Durante su participación en el Congreso de Jóvenes Investigadores, celebrado en Valencia, María Virumbrales presentó el trabajo que lleva a cabo dentro de la línea de investigación para mejorar los sistemas de cultivo celular. Históricamente, se han utilizado las conocidas como placas de Petri, pero ahora los avances en Biomedicina han permitido dar con un sistema más eficaz, creando un modelo in vitro tridimensional donde se puede reproducir la organización y entorno de las células en el laboratorio tal y como están en el cuerpo humano. “La estructura del dispositivo permite realizar varios ensayos a la vez y el modelo es mucho más parecido a la realidad, con lo que los resultados producidos con él también lo son”, explica esta joven bioquímica.     



Ahora mismo, el modelo se utiliza para probar fármacos de nueva generación. Con este sistema de cultivo celular, el grupo AMB investiga si estos medicamentos son tóxicos para los tejidos sanos, si llegan a la zona del tumor y, finalmente, evalúa si son capaces de eliminar las células malignas.     

Este dispositivo podría servir para cualquier tipo de tumor sólido, pero ahora mismo el grupo de investigación de Mecánica Aplicada y Bioingeniería (AMB) centra su trabajo en el cáncer de mama.     

El premio que acaba de recibir María Virumbrales, que acudió al Congreso de Jóvenes Investigadores con una beca de alojamiento de “The Company of Biologists”, supone para ella “la validación del trabajo de cuatro años”. María muestra su satisfacción por el hecho de que la tecnología “interese y demostrar que se puede aplicar a muchos campos que todavía no hemos explorado”. Hoy, “las nuevas tecnologías tienen más presencia en el campo de la Biomedicina y eso es un gran avance”, añade. 

Fuente: Instituto Universitario de Investigación en Ingeniería de Aragón - Universidad de Zaragoza

No hay comentarios :

Publicar un comentario